El autor se basa en el principio de que, para alcanzar un cambio de actitud, es necesario desarrollar primero una autoimagen satisfactoria, es decir, una opinión favorable de nosotros mismos. En pocas palabras, nos enseña cómo permanecer positivos aún ante las situaciones más difíciles.

Detalles