El comisario, Kostas Jaritos no está de suerte: cuando se halla de vacaciones en una isla del Mediterráneo, un violento terremoto no sólo da al traste con su descanso sino que también desentierra un misterioso cadáver. De regreso a Atenas, le encargan investigar el asesinato del empresario Dinos Kustas, propietario de un lujoso restaurante y varios clubes nocturnos. Todo apunta a que ha sido un ajuste de cuentas. Sin embargo, para Jaritos algo no encaja: cuatro disparos hechos casi a ciegas no parecen obra de un matón profesional. Cínico y escéptico, pero muy obstinado, el comisario recorre las calles, de Atenas, una ciudad saqueada por los intereses internacionales y la delincuencia, en busca de respuestas.

Detalles