De algo está seguro el presidente Lázaro Cárdenas al tomar posesión en el Estadio Nacional en 1934: lo último que el país necesita es otro caudillo. La Revolución ha terminado pero sus ideales no se han cumplido. Falta paz y justicia. Falta un orden institucional. Su gobierno, el que permitió la entrada al México moderno, será el del reparto agrario, la expropiación petrolera y el apoyo a la lucha sindical.

Detalles

  • Editorial: PLANETA
  • Año de edición: 2016
  • Materia Autores mexicanos
  • ISBN: 9786070736100
  • Páginas: 376
  • Encuadernación: RUSTICA