Novedad

Un piano en Bahía Desolación

DEMITROPULOS, LIBERTAD
Un piano en Bahía Desolación
Compartir:

"Déjenla seguir viviendo del piano y de la música, donde se mueve feliz. Es ahí donde se abren las puertas que se le cerraron cuando, engañada, se embarcó en aquel barco que fue su perdición. Mamá les enseñó el piano, y a tocar ella aprendió más rápido que Raquel. En todo era más avezada que su hermana. Por ejemplo: siendo menor fue la primera en descubrir a las rameras de Liverpool. ¿Ves esas mujeres?, buscan hombres. ¿Para qué?, preguntaba Raquel. Para hacer cosas. ¿Qué cosas? Unas que se hacen adentro de la cama."

Detalles

Otros libros del autor