MUCHOS O POCOS
-25%
Compartir:
$159.00 $212.00
Precio sujeto a condiciones
Te ahorras $53.00

Nos preocupan los números. La falta de jóvenes en las iglesias, la escasez de vocaciones en seminarios y noviciados, la tristeza de la indiferencia religiosa. Un signo de los tiempos que viene de antiguo. La Biblia nos habla ya de la crisis de los números en el Pueblo de Dios el Resto de Israel tras las pruebas del desierto, la cautividad, el exilio. Y los profetas son los encargados de mantener viva la conciencia de la historia y la esperanza del futuro. Cuando no hay profetas, es cuando llega la verdadera crisis de desilusión y desaliento. Hoy la profecía queda oscurecida por la burocracia. La institución necesita ortodoxia, disciplina, documentos, sí; pero su ejercicio puede debilitar la inspiración e imaginación de los profetas, que son la energía del Pueblo de Dios. El crecimiento lleva a los grandes números. Los grandes números requieren organización. La organización se instala en la institución. La institución necesita funcionarios. Los funcionarios engendran la burocracia. La burocracia ahoga la profecía. Sin profetas no hay vida.

Detalles

Otros libros del autor